Los beneficios del multilingüismo

beneficis_multilingüisme

Se habla mucho de los beneficios del multilingüismo. Del ser bilingüe (¡o trilingüe, o multilingüe!). Sabemos que dominar más de un idioma desde que l@s niñ@s son bebés es  muy pero que muy positivo para ellos. Estar inmersos en más de una lengua los ayuda a crecer teniendo un dominio perfecto de más de un código lingüístico. Y sí. Eso es bueno. ¡Muy bueno! Hay mucha investigación sobre los métodos de enseñanza bilingüe o multilingüe y es un tema sumamente apasionante.

Hace algunas décadas, ser multilingüe era considerado algo negativo. Un problema. Al cabo de muchos años los investigadores que se dedicaban a intentar averiguar  si esta característica conllevaba beneficios o no, se dieron cuenta de que los métodos de investigación que se habían utilizado hasta la fecha eran incorrectos. ¡Y ha llovido mucho desde entonces! Además… el mundo ha cambiado y sigue cambiando cada día…

¿Averiguamos por qué el multilingüismo es positivo? 

En primer lugar deberíamos precisar qué significa ser bilingüe o multilingüe. Hay muchas maneras de entenderlo. Algunos expertos opinan que significa tener exactamente la misma fluidez en varios idiomas. Otros creen que significa haber aprendido varias lenguas simultáneamente. Estas opiniones son algo controvertidas, ya que de situaciones y realidades hay tantas como personas hay en el mundo, así que nos podemos quedar con la definición de François Grosjean, que afirma que “los bilingües son aquellas personas que utilizan dos o más idiomas en su día a día “.

El hecho de ser multilingüe en el mundo global en el que vivimos es un auténtico privilegio, pero nos atreveremos a añadir lo siguiente: se podría bien decir que es una necesidad. Los niños de hoy en día crecen en un mundo donde ver, vivir, nutrirse y moverse por todo el mundo será cada vez más su realidad. En este sentido, crecer con el inglés desde pequeños significa, sin lugar a dudas, abrir puertas a realidades y oportunidades que no harán más que enriquecerlos. Hoy en día, la mayoría de los ciudadanos del mundo ya son bilingües o multilingües.

En Europa, cada vez es más importante dominar más de uno o dos idiomas. Además, también hay un incesante crecimiento de la necesidad de moverse y de la inmigración, realidades que llevan a las nuevas generaciones a juntarse con parejas de procedencias muy diversas (Solé Mena, 2009).

¿Qué beneficios tiene dominar el inglés desde pequeños?

  1. Beneficios sociales y comunicativos

Poderse espabilar con esta lengua extranjera significa moverse por el mundo sin el hándicap del idioma. Con todo el crecimiento personal que ello implica. La investigación indica, además, que los niños que crecen con más de un idioma no sólo se pueden comunicar con un mayor número de personas , sino que también crecen con una mentalidad más abierta  una visión más amplia del mundo y muchas más oportunidades profesionales (Baker, 2000;Hoffmann, 1991; Rosenberg, 1996; Lyles, 2016).  Así pues ..

  • Hablar inglés les ayudará a conocer y entender culturas diferentes a la suya.
  • Les proporcionará ventajas a nivel académico.
  • Les proporcionará ventajas profesionales y laborales.

Los expertos también consideran importante que los pequeños conozcan las lenguas de los progenitores por motivos emocionales. En otras palabras, el uso compartido de una lengua con el padre o la madre facilita las relaciones familiares.

2. Múltiples beneficios cognitivos

Los niños y niñas bi/multilingües gozan, también, de ventajas en el terreno del aprendizaje. Tienen más flexibilidad mental, son más creativos, tienen un nivel de atención selectiva mayor que el resto y su capacidad de memoria es muy superior (el hecho de dominar más de un idioma retrasa la aparición de demencias en edades avanzadas). Eso pasa porque los niños no paran de comparar, categorizar y organizar palabras, y de esta increíble habilidad sacan unos niveles de conciencia sobre el lenguaje que les facilita enormemente un sinfín de capacidades que, a simple vista, no creeríamos que tienen nada que ver con factores lingüísticos.

¿Qué “desventajas” tiene el multilingüismo?

Los investigadores aseguran que la creencia de que los niños y niñas pequeños pueden aprender varios idiomas sin ningún tipo de esfuerzo es un tanto inexacta. Subrayan el esfuerzo que implica “regalar” multilingüismo a los hijos e hijas por parte de los padres, puesto que éstos deberán adoptar una estrategia lingüística adecuada y elaborada, con una exposición suficientemente rica en las lenguas implicadas.

Solé Mena (2009) expone que para el niños o niña, el hecho de crecer con más de una lengua le supone un esfuerzo superior cuando toca aprender vocabulario, exponiéndole así a  posibles frustraciones. Los expertos ser refieren a las posibles frustraciones en el desarrollo del lenguaje en el caso de aquellos niños y niñas que empiezan a hablar más tarde que otros de su misma edad.


El multilingüismo en Europa

 

La Unión Europa hace del mutilingüismo su bandera, a nivel político, educativo e institucional. A nivel educativo, se publicaron propuestas en el marco del Plan de Acción 2004-2006 con el objetivo de promover el aprendizaje de lenguas y la diversidad lingüística de la UE. Incluimos una cita de este Plan de Acción a continuación:

“La construcción de un espacio común para vivir, trabajar y negociar juntos exige adquirir las aptitudes necesarias para comunicarnos eficazmente con los demás y entendernos mejor con ellos. Aprender y hablar otras lenguas nos invita a abrirnos a los otros, a sus culturas y a sus ideas”

Según la encuesta del Eurobarómetro de 2006, un 56% de la población de la UE habla otra lengua además de su lengua materna, mientras que el 28% habla dos lenguas extranjeras.  Además, se demuestra que la mayoría de ciudadanos europeos está muy a favor del multilingüismo. Solo hay seis estados miembros con una mayoría de monolingües:

  • Irlanda (66% de su población solo domina la lengua materna)
  • Reino Unido (62%)
  • Italia (59%)
  • Hungría (585)
  • Portugal (58%)
  • España (56%).

 

Podemos sacar muchas conclusiones de esta lista… Si tenemos en cuenta los beneficios que hemos citado anteriormente (sociales, comunicativos, profesionales, cognitivos….) podemos llegar a la conclusión de que el multilingüismo da forma e identidad a las sociedades. Desde nuestra perspectiva, mostrar interés por otras lenguas y culturas indica ganas de aprender, humildad y crecimiento personal. Precisamente por eso no consideramos que aprender una lengua extranjera sea algo que solo conste en el futuro currículum de un niño o niña… Es algo que va mucho más allá: regala valores muy necesarios a las futuras generaciones.


Bibliografía sobre el tema

Si te interesa leer sobre el tema y buscar algo ligero y bien resumido, te recomendamos una serie de libros muy “reader-friendly” sobre el tema. Hemos resumido algunas de sus ideas principales en este artículo:

 


 

Con estos datos y realidades acabamos el artículo de hoy. Si te interesa esta temática puedes leer otro artículo sobre los principales métodos de crianza multilingüe. También te dejamos algunos vídeos interesantes a continuación. Te pueden inspirar a querer aprender una lengua extranjera. ¡Recuerda que nunca es tarde!  Nos vemos en las redes sociales: estamos en FacebookTwitterY si te suscribes al inicio de la página recibirás todos los artículos directamente en tu correo electrónico.

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *